Los Psicotécnicos


La prueba del test psicotécnico es una de las más temidas. La causa de este temor no es que sea una prueba en la que se queden fuera un gran número de opositores, la razón es que se trata de una prueba que muy pocos preparan correctamente y, por lo tanto, en la que, para muchos, el aprobarla dependerá en gran parte de la suerte con la que cuenten el día del examen. La fase de los psicotécnicos es suspendida por un gran número de opositores todos los años, por lo que finalmente suele ser suficiente sacar entre un 2 y un 4 para aprobar dicha prueba.
    
El gran problema es saber cómo preparar el test psicotécnico, porque... ¿Se puede preparar un opositor para realizar este test? ¿Hay algún método correcto para mejorar la nota de los psicotécnicos?. La respuesta es SI. La cuestión es que las academias y los libros de psicotécnicos basan el aprendizaje en la realización de muchos test y, aunque consideramos fundamental haber realizado una gran cantidad de test antes de presentarse a la prueba, para muchos opositores no será suficiente realizar y corregir cientos de test, que entre otras cosas pueden no coincidir en lo más mínimo con la prueba de psicotécnicos del año en que se presenten.
    
Consideramos tan importante la preparación de esta prueba que os vamos a recomendar una Web que se dedica en exclusiva a los test psicotécnicos. Se trata de Psicotest (www.psicotest.es). En ella podréis encontrar una gran cantidad de recursos que os ayudarán en la preparación de la prueba del test psicotécnico. 
    
Veamos a continuación en que consiste la prueba psicotécnica para el acceso al Cuerpo Nacional de Policía...

Lo primero que debemos dejar claro es que esta prueba no se parece en nada a la prueba de los temas teóricos, ya que en los psicotécnicos no podemos saber que tipo de examen va a caer el año que nos presentemos. No podemos estudiarnos y prepararnos un modelo concreto de psicotécnicos ya que cada año el tipo de examen varía (en la Web Psicotest podréis encontrar muchos modelos de examen). Algunos años el examen ha consistido en una prueba de memoria en la que nos mostraban un mapa durante unos minutos, posteriormente se retiraba dicho mapa y se nos preguntaba cuestiones basadas en él. En otras ocasiones el examen ha consistido en una prueba de compresión lectora, en el que se nos presentan varios textos de entre 5 y 20 líneas y de temas muy variados y, posteriormente, se nos pregunta sobre ellos para comprobar si los hemos entendido. En otras ocasiones la prueba se basa en ejercicios matemáticos y de cálculo (suelen ser los más temidos), en problemas geométricos, en movimientos espaciales, etc...
    
Pero podemos afirmar una cosa... Estos últimos años la prueba de los psicotécnicos ha sido muy parecida y confiamos en que este modelo de psicotécnico se va a mantener en los próximas convocatorias. La prueba se ha basado en un examen con diversos ejercicios de distintos tipos, en el que se mezclaban problemas de matemáticas, con otros de lógica, de visión espacial, de ortografía, cultura general, comprensión lectora, agilidad mental, series, sinónimos y muchos más. Este tipo de examen se suele conocer con el nombre de Ómnibus. 
    
En 2003 pusieron uno de estos Ómnibus, y lo pusieron tan cual aparecía en algunos libros de psicotécnicos. Se trataba de un test que que se podía y se puede encontrar en varías páginas de Internet, y además pusieron el examen idéntico al que muchos opositores teníamos en casa, con las mismas preguntas y en el mismo orden. Cual fue mi sorpresa cuando al año siguiente vi que varios opositores se habían aprendido las respuestas de todos los Ómnibus de memoria por si volvían a repetir otro. Me sorprendió comprobar que varios candidatos en vez de prepararse estos exámenes, simplemente se habían aprendido las letras de las respuestas de memoria y antes del examen estaban recitándoselas unos a otros (Opositor 1: abbdccddaaccddaaaa, Opositor 2: Muy bien, si cae este examen sacas un diez). Y casi aciertan...pusieron otro Ómnibus, pero no de los que teníamos en nuestro poder sino uno nuevo. Los que se habían preparado este tipo de prueba aprobaron la mayoría. Los que se habían aprendido las letras de las respuestas de memoria...suspensos, claro.

Aquí os dejamos un par de webs en las que podéis realizar este tipo de test psicotécnicos y practicar para el día del examen. Además os recomendamos que os compréis o pidáis prestado algún temario que incluya esta prueba, ya que cuanto más practiquéis con diversos ejercicios mejor.

Previous
Next Post »